Oración para salir de problemas graves a los Ángeles Custodios

Oh bienaventurados Ángeles Custodios
que moráis junto a Dios 
y desde allí con vuestra espada de luz
nos ilumináis, protegéis y atendéis fielmente,
vosotros que, por la amorosa piedad del Señor,
fuisteis puestos a nuestro servicio desde siempre
para ser nuestros custodios y guardar nuestras vidas,
a mí, que soy vuestro encomendado,
os ruego me deis la paz y felicidad que tanto ansío.
 
No os separéis nunca de mi lado, alumbradme,
defendedme y regidme en toda ocasión,
dadme vuestro auxilio, rogad por mis
necesidades, y procuradme el remedio
que ahora tanta falta me hace   
en esta mala situación
en que me encuentro.

Mis divinos Ángeles Custodios,
volad a lo alto de los Cielos con mis peticiones,
sed mis poderosos mensajeros
y suplicad por mí al Padre de Misericordia
para que me conceda lo que con esperanza necesito.
Decidle lo mucho que preciso de su bondad
y que por favor me libre de las
angustias que me rodean. Amén.

¡Déjame tu comentario!